Traducido por la Asociación Central Dominicana de los Adventistas del 7






descargar 1.93 Mb.
títuloTraducido por la Asociación Central Dominicana de los Adventistas del 7
página14/46
fecha de publicación01.09.2016
tamaño1.93 Mb.
tipoDocumentos
f.se-todo.com > Documentos > Documentos
1   ...   10   11   12   13   14   15   16   17   ...   46

DISCIPLINA EFECTIVA



  1. La disciplina es un proceso educacional donde una persona aprende qué clase de comportamiento no es aceptable y por qué.




  1. El castigo por una consecuencia infringida a que una persona recibe por mal comportamiento.




  1. Mal comportamiento es el comportamiento que:




  1. impide una buena relación con Dios.

  2. causa daño a sí mismo o impide a una persona de darse cuenta de su potencia y del logro de sus metas.

  3. infringe los derechos del otro.




  1. El mal comportamiento es causado por:




  1. necesidades no satisfechas.

  2. falta de entendimiento.

  3. pensar que es más deseable que un comportamiento aceptable.

  4. rebelión.




  1. Un contrato debe ser simple e incluir cuatro cosas:




  1. que promete hacer el niño por el padre

  2. que promete el padre hacer por el niño

  3. que pasará si el niño rompe la promesa

  4. que pasará si el padre rompe la promesa




  1. Hay seis reglas para establecer un contrato o carta:




  1. El contrato o carta debe ser realizado por ambos, el padre y el hijo.

  2. El contrato o carta debe incluir demandas realistas y razonables.

  3. Cada uno debe estar satisfecho con lo que van a obtener de las negociaciones.

  4. El contrato o carta no debe ser revisado hasta que se haya dado tiempo para ser probado.

  5. Los padres deben evitar los pagos “prematuros” y/o “suplementarios”. La investigación muestra que los pagos deben ser dados cuando el comportamiento se acerque a lo más deseado posible.

  6. El contrato o carta no debe ser mantenido en un lugar que sea fácilmente accesible para el padre o el niño .




  1. Un buen disciplinador:




  1. tiene una relación positiva con el niño.

  2. está dispuesto a perdonar y a olvidar.

  3. no es egoísta.

  4. tiene motivos razonablemente puros.


PRINCIPIOS DE LA BUENA DISCIPLINA
En un Club de Conquistadores, la buena disciplina provee un ambiente que conduce a actitudes alegres y a comportamiento cooperativo. Enfatiza lineamientos más que restringir y es constructiva más que destructiva. No es limitativa, sino que habilita. Motiva el auto-control y las actividades con propósito y trata de evitar el castigo.
La mejor clase de disciplina es presente pero no pronto. Enseña al Conquistador a hacer lo correcto en el tiempo y manera precisas. La buena disciplina previene los problemas. Los siguientes son técnicas de la disciplina positiva.


  1. Establecer Comunicación. Amor, ternura, entendimiento y aceptación son guías hacia la comunicación. El primer ingrediente para la disciplina efectiva es la comunicación que el maestro ha establecido con cada individuo. Esta comunicación se desarrollar al mostrar al niño que él es aceptado, entendido y amado y que el maestro disfruta el estar cerca de él. Cuando un niño experimenta esto, naturalmente quiere agradar al maestro al hacer lo que él pide. El niño que no está seguro acerca de la relación con el maestro y los sentimientos del maestro hacia él es aquel que con frecuencia prueba los límites del salón de clases para ver cómo el maestro responde a él.




  1. Establecerse a sí Mismo Como una Autoridad. La mayoría de nosotros piensa de una “autoridad” como alguien que mantiene las riendas bien tensas y quien estrictamente mantiene las reglas. Pero otra definición de “autoridad” es un “especialista”. Por ejemplo, un erudito conocido como una autoridad ha hecho de cierto campo científico su especialidad. Los sentimientos que esta clase de autoridad engendra en otros es respeto y confianza. Esta es la clase de autoridad que necesitamos para ser como loa maestros y los padres. Necesitamos convertirnos en especialistas en el entendimiento de los niños para que los tratemos de una forma que emanará respeto.


Si el maestro tiene dificultades al establecer a sí mismo como una autoridad frente a determinado niño, debería tratar lo siguiente:


  • Primero, pida al niño hacer solamente cosas que puedan ser cumplidas a la fuerza.

  • Haga la petición una sola vez antes de pedirla a la fuerza.

  • No haga muchas demandas al niño.

  • Después que el niño haya aprendido a responder a las peticiones que sean hechas a la fuerza, el adulto puede comenzar a pedir hacer cosas que no sean tan fáciles de hacer a la fuerza.


Como en todas las relaciones maestro - niños, es más importante que la disciplina sea ejercida en una atmósfera de ternura y amor.


  1. Sea Consistente. Para que un niño se sienta seguro en el Programa de Conquistadores y con el maestro, debe de asegurarse que haya algo de orden en su mundo; debe tener alguna idea de cómo el maestro reaccionará en ciertas situaciones. La consistencia es la palabra clave, y hay muchos aspectos de consistencia que son importantes.




  • Sea consistente al seguir a través de la petición hecha del niño.

  • Sea consistente en los métodos de disciplina usados para un mal comportamiento determinado.

  • El personal completo debe de trabajar juntos para mantener los límites y para manejar los problemas de comportamiento consistentemente.

  • Tanto como sea posible, debe de hacer consistencia entre el hogar y el club en términos de las expectativas que los padres y maestros tienen para el niño.




  1. Evite Conflicto. Cuando un maestro entra en conflicto con un niño, el niño usualmente es el “ganador”. La única forma posible de que el adulto “gane” en una situación conflictiva es confiar en su autoridad y poder, por ejemplo, llevar al niño al director, levantar la voz cuando habla con el niño, o en última instancia, golpear al niño. Cuando esto ocurre, aunque el niño finalmente pueda cumplir porque realmente no haya otra elección, el maestro es el “ganador” solamente por la fuerza, mientras que el niño no aprende absolutamente nada acerca del auto-control.


La respuesta es tratar todas las maneras posibles de mantenerse en el lado del niño mientras al mismo tiempo hace una petición a la fuerza.
Para prevenir tanto conflicto como sea posible, el maestro debe de recordar lo siguiente:


  • No perder control de sí mismo.

  • Intervenir solamente cuando sea necesario.

  • Ser flexible en los métodos y disciplinas usados.

  • Ganar la confianza del niño.

  • Probar con el humor para aliviar una situación tensa.

  • No hacer lo opuesto de lo que el niño espera.




  1. Planee el Programa Cuidadosamente. Un programa y ambiente cuidadosamente planeados ayudarán a los niños a regular su propio comportamiento, mientras que un programa irregular y desorganizado solamente guiará a muchos problemas disciplinarios. Es importante que el lugar sea organizado adecuadamente de manera que una actividad no interrumpa otra.




  1. Defina Límites. Los límites deben ser claramente definidos y mantenidos. El niño que conoce que el comportamiento no es aceptado se sentirá más seguro y capaz de controlarse a sí mismo. Muchos maestros son inconsistentes en el mantenimiento de los límites porque ellos han hecho tantas limitaciones en los niños que ni ellos ni los niños pueden recordarlas todas. Mientras menos limitaciones, mucho mejor. Trate estas tres reglas:




  • No puede herirse a sí mismo.

  • No puede herir a otros.

  • No puede herir las cosas.


Cada limitación puede basarse en estas tres reglas fáciles de recordar.


  1. Anticipe Dificultades. Si el maestro anticipa dificultades y advierte al niño, le ayudará a ganar control de sí mismo antes que lo pierda.




  1. Toque el Control. Muchos problemas disciplinarios ocurren porque el maestro no es muy observador para notar las tensiones o posibles conflictos. Antes de que las cosas exploten, a veces una palmada suave, un abrazo o simplemente el colocar la mano en la espalda servirá como un recordatorio de que usted está cerca y que ayudará al niño cuando él le necesite. Si su toque es en tiempo apropiado, esto puede prevenir la agresión no manejable del niño. El toque de control es efectivo solamente si los maestros están conscientes de las nubes de tormenta que se avecinan. Pero por todos los medios evite la clase de toque de control áspera que guía a tales extremos como el abuso infantil.



  1. Afección “Hipodérmica. Una inyección amigable de afecto puede dar al niño una ayuda eficaz en una situación difícil. Esto puede ser hecho verbalmente, al decir “te amo” o “te ves maravillo”. Puede ser hecho de manera con una sonrisa, un guiño de un ojo, o una abrazo espontáneo. Los niños necesitan la confianza de los adultos de que son amados y aceptados. Este adulto ayuda al niño a establecer su propio auto-control.




  1. Diversión. Cuando un niño se frustra y no parece manejar la situación aún con la ayuda de un adulto, la diversión en una actividad donde él encuentre éxito e interés puede ayudar al niño a re-enfocarse.




  1. Señale la Realidad. Los maestros con frecuencias se sorprenden de cuán pronto es posible razonar con un niño. Muchos niños se frustran porque quieren hacer algo, pero no hay suficiente espacio ni tiempo, o las herramientas correctas no están disponibles. Ellos se tornan airados y agresivos porque no entienden estas limitaciones. Los maestros deben tomar tiempo extra requerido para explicar la realidad de la situación y señalar lo que puede ser hecho dentro de estas limitaciones.




  1. Deje que los Niños Experimenten las Consecuencias Naturales. El dejar a los niños experimentar la consecuencia natural de su comportamiento es una de las formas más efectivas de que los niños aprendan formas más apropiadas de comportamiento. En algunas situaciones, el maestro no se inmiscuye en el conflicto o situación demasiado rápido y resuelven el problema por el niño.


Ya que para algunos comportamientos la consecuencia natural es más seria, es bueno que el maestro señale las consecuencias del comportamiento para dar al niño una razón para descontinuar ese comportamiento.
El aislamiento es frecuentemente usado como una consecuencia natural del mal comportamiento del niño. Si no puede cooperar con el grupo o ser amable con otros, entonces él pierde su derecho de estar con otros. No es necesario que el maestro haga del aislamiento de un niño una experiencia desagradable para que se aprenda la lección. Usualmente el ser privado de la oportunidad de jugar con sus amigos es suficiente. Cuando usted aísla a un niño, es una buena idea de darle algo que hacer.
Retener los privilegios de un niño es frecuentemente considerado como una consecuencia natural del mal comportamiento del niño. En algunas situaciones esto es justificado. Por ejemplo, si un niño no come su almuerzo, no obtiene postre. Pero en otras situaciones no es aceptable. Por ejemplo, no es bueno cuando los maestros mantiene la amenaza de privar del privilegio a menos que el niño se conforme cuando el privilegio no tiene relación natural con su presente comportamiento. Por ejemplo, un maestro no debe decir a un niño, “no sigas o no tendrás postre”. En esta situación, sería mejor decir, “detente ahora o no podrás jugar con Ben por un tiempo, ya que no puedes llevarte bien con él”.


  1. Acentúe lo Positivo; Ignore lo Negativo. Esta método de modificación del comportamiento para enseñar a un niño formas apropiadas de buen comportamiento, es efectivo, ya que todos los niños quieren atención, y tendrán como patrón de su comportamiento la forme en que se les brinde tanta alabanza y atención como sea posible. La clave es que el maestro sea observador y tenga tiempo suficiente para pasarlo con niños para que sean felices y se comporten de manera apropiada. El niño que usualmente llama la atención del maestro es el niño con mal comportamiento, y desafortunadamente la mayoría de los maestros termina gastando su tiempo con estos niños mientras se comportan mal, lo cual tiende solamente a reforzar este comportamiento negativo.


Los maestros necesitan darse cuenta de que no todas las infracciones tienen que ser manejadas inmediatamente. Antes de ignorar el comportamiento negativo de un niño, es importante que el maestro considere las siguientes cuestiones:


  • ¿Es destructivo para este niño que se le ignore?

  • ¿Es destructivo a la propiedad?

  • ¿Es destructivo para el grupo?


Puede resultar destructivo para el niño si él piensa que está saliéndose con la suya en algo; y cuando esto nos e corrige, esta tendencia por hacer lo mal hecho es reforzada. Por supuesto sería destructivo para el niño si hubiera una oportunidad de que él se hiriera a sí mismo. Podría ser destructivo a la propiedad si el niño está saltando en una mesa o tirando sus juguetes. Podría ser destructivo para el grupo si ellos ven un niño desobedeciendo, ya que esto disminuye el respeto del grupo por el maestro como una autoridad.
Este método de disciplina - resaltando lo positivo - está basado en el principio de que un niño problemático actúa en la forma que lo hace, no porque nació así, sino porque ha aprendido (se podría decir que fue enseñado) a comportarse de esa forma a través de premios o refuerzo que ha recibido.
Hay dos clases de cosas que refuerzan: la social (una sonrisa, una palabra de alabanza, un abrazo) y la no social (puntos, pasas, estrellas, etc.) Para la mayoría de los niños, un refuerzo social es más importante que uno no social. Estos son niños que tienen una relación positiva con los adultos y disfrutan agradándoles y llamando su atención. Para una minoría de niños, sería necesario darles algo más tangible y algo que ellos deseen con mucho anhelo.


  1. No Moralice. Los maestros siempre deben recordar criticar el acto, pero nunca la persona. Los sermones sobre lo que un maestro piensa que ocasionó al niño a comportarse mal, o períodos largos hablando sobre ello, son con frecuencia muy útiles para el niño. El necesita que le digan clara y simplemente que lo que hizo no está permitido, mientras que el maestro necesita mostrar que a él le gusta el niño. El niño nunca debe de sentir que está siendo criticado, sino que es solamente su comportamiento lo que usted desaprueba. Es una buena política no culpar al niño por sus errores o criticarlo en frente de otros.




  1. Considere Los Motivos. La mayoría de los niños antes de los seis o siete años sienten que si hacen algo malo o rompen o destruyen algo, merecen una cantidad de castigo relacionada con la cantidad de destrucción, sin importar cual fue su motivo para hacer lo que hicieron.


Los maestros y padres algunas veces son responsables por el sentimiento de un niño con relación a esto porque con frecuencia la cantidad de disciplina que administran depende del tamaño del acto. La disciplina debe ser dada de acuerdo a los motivos del acto más que a las consecuencias.

1   ...   10   11   12   13   14   15   16   17   ...   46

similar:

Traducido por la Asociación Central Dominicana de los Adventistas del 7 iconMáxima autoridad sanitaria de ee. Uu felicita a los adventistas por...

Traducido por la Asociación Central Dominicana de los Adventistas del 7 iconPor Don Croft (Traducido por José B. Editado por Ismael V.)

Traducido por la Asociación Central Dominicana de los Adventistas del 7 iconUnidad central del Proceso (Central Process Unit= cpu)

Traducido por la Asociación Central Dominicana de los Adventistas del 7 iconDonde dos equipos se enfrentan sobre un terreno de juego liso separados...

Traducido por la Asociación Central Dominicana de los Adventistas del 7 iconLa universidad central del ecuador junto a los barrios de quito

Traducido por la Asociación Central Dominicana de los Adventistas del 7 iconInfluencia del estrés en la vida de los trabajadores de la universidad central

Traducido por la Asociación Central Dominicana de los Adventistas del 7 iconAnn presenta: Una Dieta Vegetariana no Sólo es más Sana, sino más Segura, dicen los Adventistas

Traducido por la Asociación Central Dominicana de los Adventistas del 7 iconManual de oratoria utilizado por la asociación nacional de activo 20-30 mexico

Traducido por la Asociación Central Dominicana de los Adventistas del 7 iconEn un conflicto armado es posible que se incumplan las normas del...

Traducido por la Asociación Central Dominicana de los Adventistas del 7 iconRequisitos de ingreso La mayoría de los visitantes requieren un pasaporte...






Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
f.se-todo.com