Facultad de ciencias de la salud, la actividad física y del deporte de la universidad de murcia






descargar 147.35 Kb.
títuloFacultad de ciencias de la salud, la actividad física y del deporte de la universidad de murcia
página1/5
fecha de publicación25.10.2015
tamaño147.35 Kb.
tipoDocumentos
f.se-todo.com > Biología > Documentos
  1   2   3   4   5
EJERCICIOS DESACONSEJADOS EN EDUCACIÓN FÍSICA

 

PEDRO ÁNGEL LÓPEZ MIÑARRO

 

FACULTAD DE CIENCIAS DE LA SALUD, LA ACTIVIDAD FÍSICA Y DEL DEPORTE DE LA UNIVERSIDAD DE MURCIA

 

INTRODUCCIÓN

En torno al concepto de salud nace la educación para la salud, entendida como un proceso de información y responsabilización del individuo, con el fin de que adquiera hábitos, actitudes y conocimientos básicos para la defensa y la promoción de la salud individual y colectiva (Bañuelos, 1996). Se trata de una combinación de actividades de información y educación que conduzca a una situación donde las personas deseen estar sanas, sepan cómo alcanzarla y hagan lo que puedan a nivel individual y colectivo para mantener la salud, buscando ayuda cuando la necesiten (López Santos y cols., 1991).

Esta concepción, en las clases de Educación Física (E.F.) y en la práctica autónoma de ejercicio, hasta hace unos años y bajo una concepción educativa, no era frecuente verla explicitada en las programaciones de aula.

Hoy día, desde una perspectiva general acerca de la Educación Física y salud, ya es frecuente la presencia de unidades didácticas, innovaciones curriculares, etc., en las programaciones de los profesionales de la enseñanza de la Educación Física.

Una de las razones de que ésto haya ocurrido es el tratamiento de importancia que la Ley orgánica general del sistema educativo (L.O.G.S.E.) otorga a los objetivos y contenidos relacionados con la salud.

Así por ejemplo, en Enseñanza Secundaria obligatoria (M.E.C.), el objetivo de Etapa 1 (R.D. 1006/1991) se relaciona con la salud puesto que pretende que el alumnado conozca y comprenda los aspectos básicos del funcionamiento del propio cuerpo, de las consecuencias para la salud individual y colectiva de los actos y decisiones personales, valorando los beneficios que suponen hábitos correctos al realizar ejercicio físico...".

En cuanto a ejercicios desaconsejados, bajo este objetivo sería conveniente conocer ciertos conceptos muy básicos respecto al movimiento debe enseñarse a nuestros alumnos.

Se matiza en los objetivos de área de E.F., algunos de los cuales están directamente relacionados con la salud. El objetivo 1 (R.D. 1006/1991) pretende que el alumno "conozca y valore los efectos que tiene la práctica habitual y sistemática de actividades físicas en su desarrollo personal y en la mejora de las condiciones de vida y de salud".

Este objetivo lo podemos relacionar con el aprendizaje de posturas y ejercicios adecuados, valorando un trabajo apropiado de elasticidad y fortalecimiento muscular, así como la toma de conciencia corporal, tanto en situación estática como en situación dinámica (Rodríguez y cols., 1998), evitando esfuerzos y ejercicios inadecuados.

El objetivo 4 (R.D. 1006/1991), por su parte, persigue que el alumno pueda: "ser consecuente con el conocimiento del cuerpo y sus necesidades, adoptando una actitud crítica ante las prácticas que tienen efectos negativos para la salud individual y colectiva...".

El alumnado no sólo debe conocer, sino adquirir la capacidad de posicionarse con autonomía a la hora de elegir sus ejercicios y establecer su adecuación al objetivo propuesto bajo un enfoque de salud.

 

MARCO CONCEPTUAL DE LOS EJERCICIOS DESACONSEJADOS

La investigación ha venido demostrando la peligrosidad de ciertos ejercicios comúnmente ejecutados, que repercuten muy negativamente al aumentar la probabilidad de generar un proceso degenerativo a medio y largo plazo. Estas investigaciones concluyen que algunos de los ejercicios de acondicionamiento físico más utilizados, ya sean para el desarrollo de la fuerza muscular o la mejora de la flexibilidad (elasticidad muscular y movilidad articular), pueden ser potencialmente peligrosos para el ejecutante, siendo necesario plantear alternativas. De hecho, actividades que han sido consideradas tradicionalmente como adecuadas, actualmente están totalmente desaconsejadas bajo una concepción de actividad física y salud (Tercedor, 1995).

Ejercicios peligrosos por la degeneración de estructuras corporales que provocan. Y cuya variable más nociva es la repetición sistemática del ejercicio desaconsejado, especialmente en edades de crecimiento por cuanto los tejidos se encuentran en proceso de formación y son más vulnerables.

RELACIÓN EDAD-EFECTO DEGENERATIVO

No hay que olvidar la etapa de crecimiento por la que están pasando los alumnos, y por lo tanto, se intentará no perjudicar sus estructuras con excesivas presiones sobre ligamentos, cartílagos, tendones, etc. (Peiró, 1991).

A las edades que corresponden primaria y secundaria, las lesiones por sobreesfuerzo son muy frecuentes (Pavlov, 1987 y Stanitski, 1988 citados por Lisón y cols., 1997), siendo las zonas más vulnerables la rodilla y la columna vertebral. Especialmente la columna vertebral, porque se ve frecuentemente amenazada por los continuos microtraumas provocados por una intensa actividad deportiva (Garfin, 1993), por la adopción de posturas incorrectas y ausencia de ejercicios apropiados (Rodríguez y Moreno, 1998).

 Este factor se asocia a otros que por sí mismos producen desequilibrios, como la gran cantidad de tiempo que el niño pasa en posición sedente (Rodríguez y Moreno, 1998), con pocas variaciones de postura, junto al transporte de libros, bolsas y carteras, que sobrecargan sus estructuras (Aguado y Fernández, 1998). Y en mayor medida, se agrava la situación cuando son practicadas actividades deportivas (competitivas o de entrenamiento) que poseen claros efectos perjudiciales sobre una columna vertebral inmadura.

 

FUNDAMENTOS GENERALES DE LOS EJERCICIOS DESACONSEJADOS.

Concepto de acción articular desaconsejada

Un ejercicio desaconsejado no es un movimiento aislado. Un ejercicio es una compleja combinación de acciones articulares entendiendo éstas como cualquier movimiento que se produce entre dos o más palancas óseas. Así pues, una acción articular desaconsejada (AAD) se define como aquel movimiento entre palancas óseas que produce un daño sobre cualquier estructura anatomo-funcional (Miñarro, 1998).

Todo ejercicio está compuesto de multitud de acciones articulares, alguna/s de las cuales podrían ser desaconsejada/s. Por tanto, un ejercicio desaconsejado sería, en base a lo expuesto, una sucesión de acciones articulares, entre las cuales, al menos una de ellas está desaconsejada.

Como ejercicios hay miles, la cuestión es analizarlos, y si es necesario, modificarlos o por el contrario eliminarlos. Si bien Cotton (1993) opta por eliminarlos directamente de las programaciones cuando están desaconsejados sin plantearse ni siquiera su modificación. Así, en lugar de centrar la ejecución en los aspectos cuantitativos del ejercicio (lo que carece de significatividad en los objetivos del sistema educativo) hay que hacerlo en los cualitativos (Aguado y Fernández, 1998), atendiendo a la forma más correcta y segura de realizar la actividad, evitando aquellos ejercicios que posean alguna contraindicación o que simplemente sean polémicos desde el punto de vista articular (Águila y Casimiro, 1997). Para tal fin el profesional docente debe valorar los ejercicios durante las decisiones preactivas analizando los riesgos potenciales y beneficios a corto y largo plazo.

Para evitar aquellos ejercicios desaconsejados, hay que identificarlos previamente. Para lograrlo se debe tener un sólido conocimiento básico de los principios científicos fundamentales, lo cual permitirá determinar los pros y contras de cada ejercicio. Así, lo más sensato sería establecer un equilibrio beneficio-riesgo evitando aquellos ejercicios en los que los costes superen a los beneficios (McGeorge, 1992).

ACCIONES ARTICULARES DESACONSEJADAS PARA LA COLUMNA CERVICAL.

Bases anatomofuncionales de la columna cervical

L



a columna cervical es una zona sobresolicitada en las actividades de la vida diaria por las posiciones que suele adoptar la cabeza y por las repetidas solicitaciones mecánicas en flexión hacia delante (Ventura y cols., 1998), lo que la hace especialmente vulnerable a cualquier desequilibrio o sobreesfuerzo que se le aplique (Miñarro, 1998). Su correcta funcionalidad es vital para el ser humano, ya que es el eje donde residen una gran parte de movimientos naturales, que permiten hablar de forma interactiva, contemplar un cuadro, seguir un partido, etc. Es un trabajo donde se implica fundamentalmente la musculatura extensora, de forma continuada y con pocos periodos de relajación, provocando una situación de fatiga con suma facilidad.


La principal causa es que la cabeza, apoyada sobre el atlas por los cóndilos occipitales, tiene tendencia a caer hacia delante, al tratarse de una palanca de primer género (Cortés, 1993).

 

 

En ésta el centro de gravedad pasa por delante de la articulación, y para evitar la caída, la musculatura cervical, debe mantener una tensión isométrica constante.

En la funcionalidad de la columna cervical los ejercicios físicos desaconsejados son un factor que afecta negativamente de manera gradual. Es necesario replantear los ejercicios existentes, para modificarlos, y así evitar dañar una zona tan comprometida para el ser humano. Así, es necesario que AAD para la columna cervical como las hiperflexiones, hiperextensiones y circunducciones cervicales sean eliminadas (Miñarro, 1998).

Por otro lado, la columna cervical, a nivel muscular se refuerza continuamente, por lo que se crea cierta resistencia al movimiento, especialmente por el tono predominante de los músculos extensores. Para vencer dicha resistencia, se suelen realizar movimientos balísticos (movimientos definidos como una explosión de actividad muscular agonista, seguida de una relajación, ante la cual el movimiento continúa a causa del impulso que se comunica al segmento) que son los que dañan estas estructuras con mayor facilidad. A ello se une que la cabeza es muy pesada comparada con las vértebras cervicales, y se crea una gran torsión y tensión en las estructuras vertebrales, especialmente si el ejercicio se realiza a gran velocidad (Lubell, 1989).

Sin embargo, muchos docentes y entrenadores todavía presentan a sus alumnos ejercicios de circunducción, hiperextensión y flexión forzada cervical como parte del calentamiento y vuelta a la calma (Wilmoth, 1986), si bien estos ejercicios están altamente desaconsejados.

 

ACCIONES ARTICULARES DESACONSEJADAS PARA LA COLUMNA CERVICAL

H

IPERFLEXIÓN CERVICAL


La flexión cervical se define como la inclinación de la cabeza hacia el pecho, en la cual se ve principalmente involucrada la actividad muscular, bien de forma concéntrica o excéntrica (dependiendo de la posición inicial).

Para que exista hiperflexión hay que forzar la posición flexionada del cuello hasta la máxima excursión articular posible, ya por el propio peso corporal (en posiciones de apoyo cervical con el cuerpo en posición invertida)…

 

 

 



o por la acción externa de compañeros o los brazos entrelazados tras la cabeza.

  Los efectos negativos que produce son:

 Grandes fuerzas compresivas sobre las diferentes estructuras de la columna cervical.

 Gran presión en los discos intervertebrales y vértebras cervicales alterando los nervios cervicales, que por la zona discurren.

 Sobreestiramiento ligamentoso y muscular cervical (Timmermans y Martin, 1987).

 Desplazamiento del núcleo pulposo hacia la parte posterior del anillo fibroso, presionándolo de forma que produce una gran tensión, lo que podría desembocar a largo plazo en una patología discal (Kuritzky y White, 1997).

 

HIPEREXTENSIÓN Y CIRCUNDUCCIÓN CERVICAL

L

a extensión cervical es el regreso de la cabeza desde la posición flexionada a la posición erguida.


La hiperextensión se produce cuando se inclina la cabeza hacia atrás y se sobrepasa la posición erecta. Por tanto, la inclinación hacia atrás de la cabeza más allá de la posición erecta recibirá el nombre de hiperextensión cervical.

 

La circunducción cervical se produce cuando se realizan círculos con la cabeza de gran amplitud, y es un movimiento que nace de la combinación de flexión, inclinación lateral, rotación e hiperextensión cervical.

  Los efectos que producen ambas acciones son similares, puesto que la circunducción engloba a la hiperextensión, y entre ellos destacan:

 Gran estrés para las estructuras cervicales. Produce una severa compresión de los discos intervertebrales cervicales (Lubell, 1989; Miñarro, 1998).

 Sobrecarga del complejo músculo ligamentoso cervical.

 Pinzamiento de nervios cervicales (Lindsey y Corbin, 1989).

 Desgarros en los cartílagos articulares (Porta, 1994).

Por todos estos efectos ambas AAD se consideran peligrosas y deben evitarse en los programas de ejercicio físico. Aunque algunos autores no encuentran problemas en realizar círculos con la cabeza si se hacen lentamente y en un rango normal de movimiento.

 Existe un factor de riesgo esencial en todas las AAD descritas para la columna cervical (hiperflexión, hiperextensión, circunducción e incluso rotación) que es la velocidad del movimiento. Debido al gran tono de los músculos extensores se crea una fuerte resistencia al movimiento y para vencerla se suelen realizar movimientos balísticos, que son los que más dañan estas estructuras puesto que se obliga a la columna cervical a llegar a intervalos de recorrido para los que funcionalmente no está preparada (Colado, 1996). Si se realizan circunducciones cervicales a gran velocidad puede generarse un gran daño en las arterias del cuello, y crear una gran tensión en las estructuras cervicales. Cualquiera que sea el ejercicio en el que se implique la columna cervical debe basarse en contracciones isotónicas concéntricas lentas.

Por todo ello, mucha atención requiere la posición de la columna cervical a la hora de realizar ejercicios destinados a otros núcleos articulares. Hay que tener presente que en cualquier ejercicio la cabeza se debe colocar en prolongación del tronco, evitando un aumento excesivo de la lordosis cervical, para evitar que la columna cervical realice una hiperextensión a la que es especialmente vulnerable (Miñarro, 1998).

 
  1   2   3   4   5

similar:

Facultad de ciencias de la salud, la actividad física y del deporte de la universidad de murcia iconProponen reforma de ley estudiantes de maestría de la Facultad de...

Facultad de ciencias de la salud, la actividad física y del deporte de la universidad de murcia iconCiencias de la actividad física y el deporte

Facultad de ciencias de la salud, la actividad física y del deporte de la universidad de murcia iconContinuando con el éxito de ediciones anteriores, seguimos ofreciendo...

Facultad de ciencias de la salud, la actividad física y del deporte de la universidad de murcia iconUniversidad central del ecuador facultad de ciencias quimicas laboratorio de biotecnologíA

Facultad de ciencias de la salud, la actividad física y del deporte de la universidad de murcia iconOferta y demanda laboral del sector del deporte y la actividad fisica

Facultad de ciencias de la salud, la actividad física y del deporte de la universidad de murcia iconOferta y demanda laboral del sector del deporte y la actividad fisica

Facultad de ciencias de la salud, la actividad física y del deporte de la universidad de murcia iconUniversidad Autónoma De Tlaxcala Facultad de Ciencias de la Educación

Facultad de ciencias de la salud, la actividad física y del deporte de la universidad de murcia iconFacultad de ciencias de la salud, programa medicina

Facultad de ciencias de la salud, la actividad física y del deporte de la universidad de murcia icon2014 Facultad de Ciencias Médicas Universidad Nacional de Rosario

Facultad de ciencias de la salud, la actividad física y del deporte de la universidad de murcia iconFacultad de Ciencias de la Electrónica de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla






Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
f.se-todo.com